Centro Junguiano de Antropología Vincular Carl Gustav Jung Carl Gustav Jung Carl Gustav Jung Contáctenos Inicio
Carl Gustav Jung
Carl Gustav Jung
Vínculos con Nuestra América Profunda
Símbolos Sagrados de la Cultura Huarpe
 

En torno a imágenes halladas en los Pucará: Alcazar, Morrillos y Waykiry
Carlos María Menegazzo

Los Pucará fueron originalmente altares sagrados. Más tarde fueron transformados en plazas fuertes, para la resistencia guerrera ante los ataques invasores.

Los antropólogos modernos los encuentran hoy en lugares muy especiales. Están ubicados generalmente en anfiteatros naturales y se caracterizan siempre por sus cualidades acústicas, asombrosamente semejantes a las de los teatros de la antigua Grecia. Esta particularidad garantizaba, en su origen, una perfecta escucha para todos los participantes del rito que se estaba celebrando desde el lugar sagrado, incluso para quienes se hallaban a gran distancia del círculo sacerdotal. Posteriormente esta misma cualidad favoreció, dentro del recinto, las tácticas de defensa. En el perímetro del Pucará las órdenes de los capitanejos podían ser dadas en voz muy baja. Cada susurro llegaba a todos los defensores, adentro, pero eran inaudibles a los guerreros de afuera y esto garantizaba las estrategias de resistencia; como por ejemplo las maniobras sorpresivas de los contraataques.

Otra señal que puede indicar el hallazgo de un Pucará es el curso del fluir del agua más cercano. En la “Profunda Ameriká del Sur”, los tramos de ríos y arroyos que fluyen de Sur a Norte se veneraban como sagrados. Para las Culturas primigenias es desde el Sur por donde fluye el Misterio de lo Sagrado y esto no tiene nada que ver ni con las armas, ni con fortalezas guerreras, ni con batallas. Esto si tenía sentido para los altares sagrados, los rituales y las ceremonias que allí se practicaban.

 
Símbolo hallado en la cercanía del Pucará El Alcazar, Cultura Huarpe.   Símbolo hallado en el Pucará Morrillos, Cultura Huarpe.
 
Símbolo hallado en el Pucará Morrillos, Cultura Huarpe.   Símbolo hallado en el Pucará Kopakabana, Cultura Comechingone.
   
Símbolo de la Cultura Tupy    

Estos símbolos, de profunda significación, aparecen en diferentes formas pero con la misma carga esencial en diversas culturas de nuestra ¨Ameriká Originaria¨.

El valor simbólico de estas imágenes se relaciona con específicas prácticas para la búsqueda ritual de “estados especiales de conciencia”; antiguas danzas circulares practicadas por los participantes de aquellas viejas ceremonias originarias. Mediante estos bailes sagrados la feligresía lograba entrar en diferentes estados de trance. Únicamente la casta sacerdotal preparada, podía entrar en niveles profundísimos mediante el uso de alucinógenos. Esta parte de los ritos era reservada solo para quienes estaban formados y se mantenía dentro de los espacios de profunda privacidad de los altares, hoy llamados aleros. Las drogas, allá lejos, en los tiempos originarios, eran tabú para los feligreses.

Hace 8.500 anos, según estudios de Carlos Aschero, efectuados con “carbono 14”, el uso de alucinógenos comenzó a expandirse al vulgo. Esta terrible fractura de la “ley sagrada” puede haber sido promovida desde las mismas castas sacerdotales. Al pervertirse de este modo estos rituales primigenios, por ley del menor esfuerzo, el pueblo abandona las danzas circulares y se pliega a la difusión de las drogas. Las causas probables de esta tragedia fueron: competencia al poder, proselitismos políticos y probables intencionalidades de embrutecimiento social para facilitar proyectos de sometimientos. Carlos Aschero fue encontrando, en los contenidos de los basurales a lo largo de los recorridos de las caravanas, pruebas muy claras que indican el comienzo y la posterior continuación de este verdadero proceso de catástrofe.

Según puede verse la degradación de la América Originaria se inició hace 8.500 años. Hace tanto tiempo comenzaron cadenas de sometedores y sometidos, de victimas y victimarios. El Imperio del Inca fue solo un tramo agónico de tales eslabones; luego se sucedieron las dominaciones propias del colonialismo europeo, más tarde otros genocidios en aras a las ideas de la revolución industrial y su grito de “civilización o barbarie” y hoy, en esta revolución cibernética con sus mandatos tiránicos, con su economía de mercado y con su falsa globalización, tratando de pervertir la auténtica humanización.

Los pucará Alcazar, Morrillos y Waykyry, estan ubicados en la Provincia de San Juan, República Argentina. El Alcazar se halla mas allá de las cadenas preandinas, muy cerca del camino que lleva a Barriales. Morrillos puede visitarse dentro de un parque nacional privado, en el faldeo de la esplendida cadena de los Andes, a 4.300 m. sobre el nivel del mar.

Buscar en www.google.com.ar trabajos de Carlos Aschero.

Símbolos Sagrados de la Cultura Huarpe
   
   
Copyright © 2014 Centro Junguiano | info@centrojunguiano.com.ar
Tel: (5411) 4706-2926 / (5411) 4787-6514 / Cel: 15 4156-8525
Virrey del Pino 2469 4°10, Ciudad de Buenos Aires, Argentina